El nuevo pequeño integrante de la familia Audi llegó a México

Este nuevo miembro de la familia Q de Audi ya está en nuestro país, y vaya que nos ha dejado sorprendidos. Las razones son muchas; por ejemplo, la nueva parrilla que seguramente comenzaremos a ver en los modelos que la firma alemana presente, pero eso es solo una pequeña muestra de lo mucho que ofrece este nuevo Q2.

Sí, el más pequeño por fin llegó a nuestro país. Hace un año asistimos a la prueba de manejo internacional en Portugal y después no volvimos a saber nada, hasta hace poco, cuando Audi hizo el anuncio de que por  n estaría en México. En ese momento, lo curioso era ver con que configuración llegaría y las versiones. De lo que sí estaba seguro era que sería un gran producto.

Semanas después, Audi me contacto para hacerle una prueba a fondo y ver cuál es su comportamiento en la vida real. No voy a negar que soy un amante de los vehículos que fabrican en Alemania, aunque para ser sinceros, tenía mis dudas con respecto a este Q2.

Después de haberlo manejado durante una semana, todas las dudas se disiparon. Este nuevo Q2 tiene todo lo que un usuario de Audi está buscando. El diseño es cautivador, como les decía, tiene la nueva parrilla que hace un gran conjunto con el grupo de luces, las líneas en el cofre le dan mucha fuerza al frente, la parte lateral es dinámica, lo cual provoca que se vea en movimiento aun cuando está detenido; finalmente, la parte trasera también es emotiva como el resto del auto, los grupos ópticos son distintos a los demás, eso sí, en tecnología LED.

Al interior está bien armado: los asientos vienen forrados en piel con insertos en Napa, además, tiene tiras de luz en LED que le da un toque más exclusivo; lo puedes manejar mediante el MMI y cuenta con una pantalla de ocho pulgadas al centro. Algo que me sorprendió fue la amplitud en la parte trasera y los asientos delanteros. Puedes vincular tu Smartphone —ya sea iOS o Android— a Apple Car Play y Android Auto y, por si fuera poco, viene equipado con el sistema de sonido Bang & Olufsen, que incluye 14 bocinas.

Mecánicamente, este Q2 ofrece toda la emotividad a la que Audi nos tiene acostumbrados. La unidad que tuvimos fue la S-Line, es decir, la tope de gama. Este pequeño SUV monta el motor 2.0L Turbo que genera 190 caballos de potencia. La prueba la hice en distintos lugares: la ciudad, autopistas y carreteras federales, y en las tres me que- dé sorprendido de lo bien que se conduce; es sólido, se maneja de gran forma.

La suspensión filtra muy bien las imperfecciones del camino, también se hizo un gran trabajo con los frenos, la transmisión DSG hace los cambios exactos y cuando cambias al modo S, la transformación es radical, el manejo se vuelve más agresivo y arroja más potencia a las llantas. Esta versión viene con la tracción Quattro, la cual ayuda a tener un mejor agarre, y con esto puedes disfrutar los trayectos a bordo del nuevo vehículo, pero que también te otorga mu- cha seguridad.

 

MI OPINIÓN

La propuesta de Audi es muy agresiva, y busca continuar siendo un referente dentro del segmento de los autos Premium. Creo que para muchos el precio fue una gran sorpresa, y para ser honestos a mí también me sorprendió, esto podría ser un foco rojo. En general, me parece un producto bien plan- teado y con muchos puntos a favor, esperemos que el precio no sea un problema.

Audi Q2 

Motor: L4 Turbo

Cilindrada: 2.0L

Potenciamáx.(HP): 190@6,0000rpm

Torque máx. (lb-pie): 236 @ 1,500 a 4,200 rpm

Transmisión: S-Tronic 7 vel

Tracción: Integral

Susp. Del.: Independiente, paralelogramo deformable

Susp. Tras.: Independiente, paralelogramo deformable

Frenos del.: Discos ventilados

Frenos tras.: Discos ventilados

Neumáticos: P. 215/50/R18

Largo/ancho/alto/dist. entre ejes (cm):

419/179/150/259

Peso en vacío (kg): 1505

Asistencias: ABS, EPS; ESC

Bolsas de aire: 10

Aceleración 0-100 km/h: 6.5

Velocidad máx: 228 km/h

Consumo comb.: 14.7 km/l

Cap. tanque de gasolina (litros): 55
Precio: $649,900