PUBLICIDAD

Prueba: Dodge Challenger T/A

Escrito por: Anaid Magnani (@_aniima)

PUBLICIDAD

Comparte la nota:

El nombre lo dice todo, este auto es un desafiante. No importa la versión, Hellcat o Demon, este vehículo va en contra de todo lo que actualmente están buscando

Texto: Raúl Ferra

En esta variante de Challenger, la T/A significa melancolía, pues está recreada con base en los años 70, y llega justo cuando el serial Trans/Am estaba en la versión de competencia y a la postre se volvió la figura más icónica de la compañía.

El paquete que sirve para configurar este Challenger es una mezcla entre simbolismo y funcionalidad, pues encontramos elementos que tienen un claro objetivo de llevarnos al pasado, como la presencia de sujetadores del cofre. No obstante, éstos son simplemente decorativos, pues la apertura se opera igual que cualquier otra tapa del motor. Las franjas en mate que flanquean el costado de este muscle car son un lindo detalle que se aprecia más cuando nos enteramos que la tipografía de la denominación T/A ha sido diseñada a mano para cada una de sus unidades producidas.

Al interior, la plataforma multimedia está vinculada a la más reciente actualización del sistema Uconnect, el cual permite que la conexión con los smartphones sea sencilla. El resto de la configuración de la cabina no cambia. Siendo un auto tan grande, se pueden imaginar que estacionarlo es un verdadero problema, pero la cámara de reversa y los sensores de estacionamiento con los que está equipado son de gran ayuda y facilitan la tarea.

PUBLICIDAD

El conjunto mecánico de este modelo está compuesto por el motor V8 de 6.4 litros que genera 485 caballos de fuerza y un torque de 475 libras pie. Aunque no presenta ninguna modificación para hacerlo más potente, definitivamente el tono del escape ha sido transformado para emitir un sonido mucho más estruendoso, y si a esto le sumamos que viene con una transmisión manual de seis cambios, la emoción es mayor aún.

¡Qué te podrían importar las emisiones cuando tienes una bestia de este tipo en tus manos! Lo divertido es acelerar y escuchar ese sonido que proviene del motor, mismo que muestra un poderío que pocos autos son capaces de emitir. Tiene la facilidad de llamar la atención donde quiera que lo pongas, ya sea en una pequeña calle de la colonia condesa o bien en alguna carretera donde te muestra lo que es capaz de hacer, aunque bueno… las curvas no son su fuerte y Dodge ha puesto empeño en tratar de revertir esta situación, pero le ha ganado la fabricación de este tipo de motores poderosos y autos musculosos.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD