PUBLICIDAD

Test Drive: Alfa Romeo Stelvio QV

Escrito por: Marco Sarmiento (@PinchePooh)

PUBLICIDAD

Comparte la nota:

Es la segunda vez que la denominación Quadrifoglio Verde me toma por sorpresa, la primera fue con Giulia, en esta ocasión el protagonista es Alfa Romeo Stelvio QV. Toda una delicia.

Alfa Romeo se caracteriza por sus vehículos de alto desempeño, y en su primera incursión en el segmento de los SUVs no podía dejar afuera la versión Quadrifoglio Verde, un trébol de cuatro hojas que más que suerte, augura momentos de mucha adrenalina y diversión más que garantizada.

PUBLICIDAD

Más que suerte

Manejar un vehículo que logró conquistar el infierno verde de Nürburgring en menos de ocho minutos en la CDMX puede sonar a sacrilegio, pero nada más alejado de la realidad, pues terminas sorprendido de la versatilidad que encuentras a bordo de este Stelvio.

Ya no recuerdo en cuál Auto Show lo vi por primera vez, lo que recuerdo es que me acerqué y después de tomarle fotos le dije muy de cerca: “pronto”. No sé por qué hice esa ridiculez, pero así fue.

Lo primero que noté al tenerlo en mis manos fueron las diferencias en el paquete aerodinámico exterior, es decir, la enorme entrada de aire en la parte baja de la fascia delantera, los faldones laterales, las enormes salidas de escape que coronan el difusor trasero y por supuesto los rines de aleación de 20 pulgadas, que solo de verlos sientes que ya aceleran. Lo que no se ve pero se siente son el cofre, puertas, toldo y quinta puerta fabricados en aluminio ligero.

En el interior no se me escapa cada detalle hecho en fibra de carbón, el volante forrado en alcantara y las paletas de cambio de marcha frías, señal de que son metálicas, de aluminio. Tampoco pude dejar de notar el puerto USB en la parte baja del tablero y que en lo personal me sigue pareciendo horrible.

Boquiabierto

Pero el poco gusto por ese puerto USB resultó una niñería en el momento en el que puse en marcha el motor y sentí la primera aceleración y el enérgico frenado. Aún en modo Advanced Efficiency puedes sentir cómo ‘te regaña’ a cada acelerón. En Dynamic la suspensión se endurece al grado de volverlo una tabla bien pegada al piso, con la estabilidad que esperas para que más de 440 libras pie de torque no conspiren con la física para sacarte de trayectoria.

No me quedé con ganas de acoplar el modo Race, aunque en el momento en que vi los testigos de las asistencias apagadas, supe que era señal para ser sumamente cuidadoso. A pesar de ello es casi imposible escapar a lo adictivo que resulta el empuje del motor y el sonido ronco que emana del escape,  así como de cada explosión al cambio de relación hacia abajo, además de esa sensación de estar pegado a un riel en el camino. El simple recuerdo al escribirlo me vuelve a erizar la piel. Así de divertido es ponerte detrás del volante de un Alfa Romeo Stelvio QV. Ese motor V6 a 90 grados casi logró hacerme olvidar la incomodidad de ser un imán de miradas por donde pasara.

Opinión sobre el Alfa Romeo Stelvio QV

Emoción y diversión pura empacados en un SUV de lujo. Si buscas manejo puro en su máxima expresión, Stelvio QV es para ti. Si necesitas comodidad y un look inigualable, la versión TI puede interesarte, pero si lo que buscas es economía de combustible huye en la dirección contraria.

Ficha técnica Alfa Romeo Stelvio QV

Motor V6

Cilindrada 2.9 Litros Bi-turbo

Potencia 505 hp @ 6,500 rpm

Torque 443 lb-pie @ 2,500 a 5,500 rpm

Transmisión Automática de 8 vels.

Tracción Integral Q4

Largo / Ancho / Alto 470 / 195 / 168 cm

Peso 1,905 kg

Velocidad máxima 283 km/h

0-100km/h 3.8 segundos

Consumo combinado 11.11 km/l

Precio $1,800,000 aprox.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD